Compartir

  Ah, viejos tiempos del cine Teresa, Aquellos de películas tan sucias, Con compendios de sexuales argucias; Erotismo que un amor no sopesa. En la pantalla gobierna el chillido, Mientras mi cuerpo soba la lamprea; Por poca plata el deseo marea Y dispensa paquete de alarido Rápida se deslizó a mi asiento, En silencio me …

Compartir